Seleccionar página

Mientras el grisáceo tan característico en invierno continúa presente, los edificios se mantienen de pie, el mar inamovible, sereno, precioso, la estética de las calles da igual, y lugares por descubrir continúan siendo por descubrir -a algunas zonas no es muy recomendable acudir-, las personas te acogen en sus casas, te descalzas antes de entrar en sus hogares y te abrazan con el mismo cariño.

Todo parece tan destartalado pero al mismo tiempo tan digno, esa nostalgia que tanto se siente en Turquía, en su música, en su comida, en cómo hablan, de lo que pudo haber sido Turquía y no es, y no sé si lo será, el camino que recorre parece decir que no, en esa conjunción de pasado del gran Imperio Otomano que tanta fuerza tuvo y desapareció, la mega- reconversión de Turquía en República que no quiere olvidarse, hace ya muchos años su padre Mustafá Kemal Atatürk llevó a cabo; retratos en bares, cafeterías, lugares públicos… monumentos que lo honran en plazas y parques, galerías de fotografías que pueden verse en calles…

La memoria de ese pasado parece no querer mirar hacia adelante, se desvanece en los miles de frentes que el país parece combatir, algunos hacia el exterior, y lo más grave hacia el interior. 

Pintada encontrada en Izmir

¡Pintada encontrada en Izmir! / Izmir. J.M

Hacía un año que no viajaba a Turquía y la sensación era extraña: durante mucho tiempo me acostumbré a viajar al país una media de una vez cada dos o tres meses, por lo que el impacto al llegar era menor. Sin embargo, en esta ocasión, por circunstancias fuera de mi control, transcurrido ya un año, la sensación fue la de aterrizar en un país que considero es ya como mi segunda casa en este mundo. En ese año en el que no pude ir a Turquía tuvo lugar el fatídico- fallido golpe de Estado y numerosos atentados yihadistas, así como el incremento de la violencia en el infinito conflicto que arrastra el país con el Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK). A lo que se le suma varios millones de refugiados sirios que han acogido. Estos tres hechos: miedo al terrorismo derivado de los numerosos atentados terroristas que ha sufrido Turquía en los últimos tiempos, miedo a la inestabilidad política y enfado respecto de la comunidad internacional en la “gestión” de la crisis de los refugiados en Siria se perciben muy muy presentes en la ciudadanía.

La conclusión es sentir un clarísimo retroceso respecto de la situación tan positiva que había en el contexto del proceso de paz hace ya dos años. Cómo transcurre el tiempo para mal.

Miedo aterrador al terrorismo

La llegada al aeropuerto de Atatürk lo decía todo: en el control de los pasaportes los policías parecían desquiciados, incluso vi a una turista llorar por cierta discusión que había tenido con un policía. Es verdad que en ellos siempre se respira cierta frustración- me llama muchísimo la atención lo jóvenes que son los policías en Turquía- pero en esta ocasión, se percibía a las autoridades muy muy desquiciadas. Puede ser debido al riesgo que conlleva en la actualidad trabajar en el aeropuerto de Atatürk, a pesar de las medidas de seguridad. El aeropuerto sufrió sin escrúpulo un ataque terrorista el pasado 27 de junio y fue tomado, o al menos intentaron tomarlo, en el fallido golpe de estado que sufrió el país también unas semanas después. A la salida del aeropuerto de Atatürk, en uno de esos cigarros que suavizan las esperas en estos lugares, había metralletas y policías mirando para todos los lados.

En un miedo generalizado hacia el terrorismo yihadista y el problema también respecto del PKK, la vida cotidiana parece desenvolverse en el miedo a sufrir un atentado. Es bastante desolador.

Lo que se observa en detalles de conversaciones esporádicas.

cartel contra el terror en Bodrum

Cartel en contra del terror en la pared de un pub en Bodrum /Bodrum. J.M

 

Por ejemplo, nos aconsejaron que en Noche Vieja no fuéramos a Izmir, y nos quedáramos en un barrio a las afueras que es más tranquilo.

En otra ocasión, estábamos de camino a Foca, un pueblo costero precioso, tranquilo, en las proximidades de Izmir, ciudad situada en el suroeste de Turquía. Desde el coche observamos a un hombre con una escopeta, parecía que era un cazador. Los turcos presentes afirmaron que seguramente se trataría de un terrorista.

En una reunión familiar acudió un hombre que nada más verme siempre nombra al PKK. Bendita costumbre la suya. Entiendo que él es bastante conservador y que debe confundir el escribir sobre Turquía y nombrar al PKK o el haber visitado Diyarbakir, considerada capital kurda en el país, y eso de que soy vasca, con apoyar a este grupo terrorista para algunos y guerrilleros para otros. Yo no sé muy bien si son terroristas o guerrilleros, entiendo el mal camino que lleva el gobierno y la violencia que ha engendrado en el sur-este del país, pero también entiendo cuando un grupo de personas coge armas para defender no sé el qué, pues la independencia parece muy alejada. La cuestión es que, traducción en medio, el hombre me aseguró que su hijo había matado a un terrorista/guerrillero del PKK, yo pensé en la influencia que podría tener en una persona matar a otra, siendo además un chaval tan joven que apenas roza los 21 años.

Lo que 2016 supuso un mal año para Turquía, 2017 no comenzó bien. A las pocas horas de celebrar el año nuevo se corría la voz de un atentado en Ortaköy el Night Club de Estambul. Un atentado muy similar a París, sonaba a París, esa manera de matar a las personas, y en mi entorno empezaron a hablar de el PKK… a lo que yo respondí que no parecía muy del estilo del PKK, acceder a una discoteca, donde hay gente con dinero, alcohol… para con una metralleta asesinar al que esté en frente.

Decidimos tomar un poco de aire en Bodrum, resultó todo un acierto porque es una isla de tranquilidad en la ahora agitada Turquía, todo está calmado, hace menos frío, se respira en el ambiente mucha más tranquilidad, había controles en las carreteras. Creo que debían de estar parando todos los vehículos del país en busca del terrorista del Night Club, porque entraban, nos miraban con una linterna y después se iban. No había ni control de documentación.

A la vuelta a Izmir, llegando a la ciudad, atentaron o intentaron atentar cerca del Palacio de Justicia. El ambiente en el autobús era de miedo aterrador y cuando traspasábamos un túnel en el que se oía algo que decían por megafonía, el ambiente era de miedo aterrador de que ocurriera algo. Después hablaban del héroe del policía, que era kurdo, me aseguraban, era kurdo y había evitado una catástrofe a manos del PKK. Yo pensaba que los héroes que propios son de la guerra.

La inestabilidad política de los grandes cambios en Turquía

pancarta de Atatürk con Erdogán

Me llamó muchísimo la atención esa pancarta de Atatürk junto a Erdogán…/ Izmir. J.M

Al miedo aterrador a sufrir un atentado, se le suma ahora el miedo al cambio que el país está sufriendo o que están impulsando. Parece que el país no termina de encontrar un balance entre guardar los principios básicos de Mustafa Kemal Atatürk, es decir, respetar la separación de la religión y del Estado. aunque ya lo ha alterado en parte, o desviarse hacia un Estado más islamista. Recep Tayyip Erdogán parece querer un día un Estado al estilo de Túnez y otro día un Estado al estilo de Atatürk. Creo que eso desconcierta en cierta manera a la población opositora a los intentos de convertir Turquía en un país árabe.

Veíamos la última película de Star Wars. En ella hay un malvado que intenta destruir la República para instaurar una especie de dictadura. Una mujer turca dijo: ¡mirad, como Erdogán! y los demás rieron.

Pero creo que de chistoso no tiene nada la tramitación parlamentaria de la reforma constitucional que el Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP, en turco, cuyo líder es Recep Tayyip Erdogán) está impulsando para convertir un sistema parlamentario en un sistema presidencialista, cuyo líder, Erdogán, qué casualidad, tendrían más poder para legislar… dejando de respetarse la separación de poderes.

Y se medio admite, no lo dicen abiertamente, no sé si lo creen o no, que el estado de excepción está ayudando a delimitar voces opositoras a las ideas de Erdogán. Yo creo que la ciudadanía en Turquía tiene muy interiorizada que Turquía no tiene nada de democrática y entonces es como si no sufrieran tanto impacto.

Crisis de refugiados que provienen de Siria

A la pregunta que me han hecho repetidamente de si la gente en Europa tiene miedo de ir a Turquía, he oído en muchas ocasiones también dónde está la Unión Europea para ayudar a los refugiados y por qué Turquía no se ha llevado el Nobel de la paz por su ayuda prestada a estas personas que huyen de la guerra en su país. Tengo que decir la verdad y admitir que en la zona de Izmir no he visto a muchos refugiados en las calles, sí vi a una mujer acompañada de su hija pequeña que sin duda eran refugiadas sirias.

Y mientras esos cambios tan importantes en un país se dan en un contexto de miedo al terrorismo y cierto inicio de miedo a la libertad de expresión, parece que Turquía continúa de alguna manera y como puede. Fue la nieve que colapsó el país, lo dejó impracticable, la que trajo mucha alegría y muchas anécdotas 🙂

Y tú, ¿qué opinas de la situación de Turquía? ¿qué noticias te han llegado?


 

B.Readers es un blog independiente. Un blog independiente vive de tu participación y tu difusión. Si te ha gustado este artículo y crees que puede interesarle a otra persona, compártelo y así me ayudarás llegar a más personas. El buen karma nos beneficia a todos 🙂

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies, tanto propias como de terceros, para recopilar información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, generada a partir de sus pautas de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información sobre política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies

Descarga el ebook gratuito

Las paredes pueden hablar y más en lugares donde se han vivido conflictos.

 

Descubre por qué y para qué hablan las paredes del País Vasco, cuáles son sus mensajes, la evolución desde antes de la guerra civil hasta la actualidad.

 

Las implicaciones político-sociales de las paredes pintadas en un click. 

You have Successfully Subscribed!

Descarga el ebook gratuito

 ¿Curiosidad por conocer las costumbres y las tradiciones en Turquía?

¿Qué significa el matrimonio para ellas?

Descubre cómo es el ritual del matrimonio en Turquía.

 Todo el proceso por el que pasan las mujeres turcas antes de dar el "sí quiero": las 4 ceremonias de la tradición turca antes de llegar al altar.

You have Successfully Subscribed!